Restaurante Helianthus

0

RESTAURANTE HELIANTHUS

Helianthus Restaurant Wine & Bar tiene muy buena localización, situado en Cánovas, zona con gran oferta gastronómica muy variada. El restaurante no cuenta con párking pero sí existe transporte público próximo o párkings cercanos.

Hicimos la reserva a través de El Tenedor con un descuento del 30% en carta para comer dos personas un sábado a las dos y media.

No tuvimos problema en elegir la hora deseada y lo pudimos ver nada más entrar al local ya que sólo había dos mesas ocupadas, cosa que nos dio mala impresión. Después de comprobar la reserva nos dijeron que podíamos elegir cualquiera de las mesas libres de dos personas.

Se trata de un local bastante frío, moderno, nuevo y sencillo. A la entrada del restaurante existe una pequeña zona con sillones donde por ejemplo durante nuestra comida unos niños podían jugar o entretenerse. Contaba con nueve mesas montadas de madera amplias con manteles individuales, servilletas de papel y con sillas cómodas.

El ambiente del restaurante era tranquilo con hilo musical. Lugar apropiado para comidas y reuniones tranquilas, cenas o comidas en pareja, ya que cuenta con buen espacio entre las mesas.

La intensidad de la luz y la temperatura de la sala durante la comida era buena. Existía una vela sobre la mesa que el camarero no encendió en ningún momento por lo que el ambiente íntimo y cálido que suponemos que sería la función de la vela, no sirvió para nada.

Sólo había un camarero en la sala que fue rápido a la hora de preguntar por las bebidas que deseábamos y proporcionarnos la carta de vinos y de comida.

La carta de vinos y cervezas que tienen es interesante. La carta que ya habíamos consultado en la web antes de visitar el restaurante, contiene propuestas originales que abarca todos los gustos, contando con ensaladas, gran variedad de entrantes con guiños a diferentes partes del mundo, arroces, pastas, carnes y pescados. Podemos echar de menos algún plato principal con ave.

Le preguntamos al camarero por el Menú Degustación y nos ofreció la carta para que eligiéramos los platos principales y los postres.

Todos los detalles cuentan y más cuando evalúas los restaurantes. La ausencia de un detalle de bienvenida, como un mínimo aperitivo mientras eliges qué comer, es un punto que resta a la hora de puntuar.

Era la primera vez que tomábamos un menú degustación de un restaurante que visitábamos ya que nos atraían los nombres de los platos y el precio del menú degustación también era muy bueno. Constaba de cinco entrantes, un plato principal por persona y un postre por persona.

Los entrantes eran: Bombones de Foie y Jalea de Yuzu, Pastelillos de Cangrejo, Ensaladilla de Patata Violeta, Bao (Mollete Taiwanés) de Costilla Ibérica y Mini Lasañas de Morcilla de Burgos.

Antes de comenzar a describir nuestras impresiones sobre los platos, hemos de decir que pensamos que no es un restaurante recomendado para hipertensos. Es la primera vez que encontramos todos los platos excesivamente salados, incluso viendo restos de sal en ellos.

Comenzaremos por los mini Bombones de Foie que no nos han sorprendido en absoluto, ya que en casa los puedes servir y mucho más grandes porque eran minúsculos y sencillos de preparar. Como podréis observar en la fotografía, consistía en cuatro bolitas de foie rebozadas en frutos secos, sobre una tosta redonda de pan tostado de las que podemos comprar en el supermercado, y con una jalea que para nada era especial.

De los Pastelillos de Cangrejo o Crab Cakes como les llaman ellos, también decir que no apreciamos el sabor del cangrejo por ningún sitio, era más un tipo de croqueta de verduras con un grueso rebozado. La salsa blanca que acompañaba al entrante no sabemos realmente de qué estaba hecha.

bombonfoie desc

Su entrante que puede llamar más la atención por originalidad y por ser muy atractivo visualmente, es la Ensaladilla de patata morada, mahonesa de trufa blanca y huevo mollet. Consiste en patata morada con mahonesa, sabor que tampoco sorprende mucho, y un huevo trufado colmando el plato. El sabor del huevo trufado es una combinación que está muy de moda en los restaurantes tipo fusión como éste. La pega del plato era el exceso de sal sobre el huevo y la falta de unas tostas para acompañarlo.

patatavioleta

El Bao de Costilla es un plato original y sabroso, pero puede que excesivamente salada la carne y la ensalada que lo acompaña. El pan Bao también mejoraría si estuviese un poco dorado y caliente y no tan blanco y frío como lo sirven.

El último entrante era las Mini Lasañas de Morcilla de Burgos, Manzana y queso Manchego. Otro plato con un nombre atractivo que luego decepciona al verlo y probarlo. Realmente es una tartaleta con masa filo, realmente fina, mucha morcilla de burgos que la hace grasienta y pesada, y escasa manzana. Estaba gratinada con queso, pero creemos que no era el acertado ya que volvía a hacer que el plato estuviese demasiado salado.

bao lasanas

Al igual que valoramos negativamente cosas que no ofrecen, sí que hemos de puntuar por ejemplo el cambio de cubiertos entre los entrantes y los principales.

Los principales del Menú Degustación a elegir eran: Tataki de Presa Ibérica con soja y cítricos, y Salmón Glaseado con Miso. Decidimos pedir uno de cada para poder hacer una buena valoración. En ningún momento nos preguntaron por el punto de la carne ni del pescado.

El plato principal de Salmón Glaseado con Miso venía acompañado de tomate asado, arroz salvaje con dos espárragos verdes. Como podréis observar en la fotografía, el salmón estaba quemado, el punto de cocción no era el correcto y además era muy fino. Lo que no podréis ver, pero ya os lo contamos nosotros era lo salado que estaba. El acompañamiento del plato era para decorar porque los componentes no iban ligados para nada con el salmón. Sólo nos comimos los espárragos porque el arroz no tenía sabor alguno. Aconsejamos cambiar los acompañamientos.

salmon

Ahora toca de hablar sobre la carne. Por primera vez no hemos terminado un plato en un restaurante, no porque no tuviésemos hambre, sino porque el Tataki de presa ibérica estaba incomible por lo salado y fuerte que estaba. Puede que desconozcamos la forma de cocinar el Tataki, pero no nos ha gustado la forma de preparar la presa ya que estaba cruda por dentro y muy quemada por fuera. El acompañamiento, al igual que sucedía en el plato del salmón, era todo un sin sentido. Llevaba un bol con una especie de puré de patata con un diente de ajo entero, no supimos los ingredientes y tampoco nos lo explicaron ni los detallaban en el menú. Quizás se echó de menos algo distinto que lo acompañase.

presaiberica

Puede que el postre fuera lo mejor de la comida sin duda. No tuvimos explicación alguna por parte del camarero sobre los postres, no sabemos si eran caseros, ni más información de la que ponía en la carta. Decidimos probar: Mousse de Maracuyá y Crema de Mascarpone.

La Mousse de Maracuyá que la describen como suave crema de fruta de la pasión con una base de bizcocho de coco, hemos de decir que estaba buena, sabía a maracuyá, pero dista mucho de la fotografía que ponen en su web y para nada encontramos el bizcocho de coco del fondo, ni notamos su sabor.

Sobre la Crema de Mascarpone con chocolate blanco, diremos que venía acompañada con una base de frutos rojos y cubierta con tierra de galleta. La ración estaba bien y su presentación era buena. La mezcla de sabores hemos de decir que estaba rica, pero se hacía un poco empalagoso por la gran cantidad de chocolate blanco que contenía el postre.

chocolateblanco maracuya

Concluiremos diciendo que del Menú Degustación no podemos destacar especialmente alguno de sus platos, y menos sus principales. Puede que no hayamos acertado a la hora de la elección de los platos, y hubiera sido mejor pedir de carta, pero se supone que, si se oferta un Menú Degustación, en él se ha de incluir lo mejor de la carta del restaurante. Si no quieren subir el precio de éste, aconsejamos eliminar alguno de los entrantes y reducir la ración del principal, pero mejorando la calidad que se ofrezca.

La presentación de los platos era modesta, con vajilla poco variada y sencilla, siguiendo la línea de decoración del local y abusando de los platos de pizarra para los entrantes y de las flores en la mayoría de platos.

De la calidad de servicio diremos que el trato del camarero fue correcto. En cierto modo, fue todo un poco frío y distante, no mostró preocupación de que todo estuviese bien, no preguntó si necesitábamos algo, como por ejemplo pan, que puede que no tengan, cosa que se echó de menos para comer la carne.

El tiempo de espera entre platos fue corto. La comida duró menos de dos horas, cosa extraña cuando se trata de un menú degustación.

No podemos hablar de los precios de la carta porque no los miramos. Conocíamos que tenían un menú degustación de 25€ por persona, que tampoco nos lo ofrecieron al llegar, y directamente lo solicitamos. Si hubiésemos hecho uso del descuento de El Tenedor del 30% al pedir platos de la carta, la cuenta nos hubiese salido más económica.

Recomendamos al restaurante modificar su web añadiendo información como su Menú Degustación y los precios de sus platos.

Nuestra puntuación para el Restaurante Helianthus es de 5,7813.

Os recordamos que la valoración se hace mediante un sistema de puntuación que va desde 1 punto hasta los 10 puntos. Valorando aspectos tales como Localización y Reserva, Ambiente, Comodidad, Servicio y Atención, Presentación, Calidad, Precio y Puntuación Final. Se realizan 2 valoraciones distintas, sin estar “viciadas” la una con la otra, haciéndose una media final.

Os facilitamos la web del Restaurante Helianthus donde podéis conocer sus platos, sus vinos y sus cocktails, reservar o ponerse en contacto con ellos:

Web Restaurante Helianthus

Deja Tu Comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies